viernes, 19 de diciembre de 2014

REENCUENTRO: CLAUDIA Y VICTORIA REINAS DE LA TV.

Claudia y Victoria: "Era un divague estar peleadas"
Tras años de enfrentamiento, las conductoras cuentan juntas por primera vez su historia de reonciliación. "Hay que rodearse de energía positiva".


Claudia Fernández (38) y Victoria Rodríguez (40), conductoras estrella de Canal 10 y Canal 12 respectivamente estaban enfrentadas. Diez años atrás, un comentario de la morocha en una nota para el desaparecido magazine Bien despiertos encendió la ira de la rubia, que le devolvió las gentilezas en múltiples cuotas de acidez desde la pantalla de Bendita TV. Así pasaron años, sin hablarse ni saludarse y evitándose la mirada en los contados lugares donde coincidían.

Pero todo cambió. En un evento organizado por Lourdes Rapalín (de Bethel Spa), las conductoras se vieron las caras y mano a mano aclararon sus diferencias. Luego compartieron el llamado "té de las divas", una reunión de comunicadoras convocada por Sara Perrone y donde fluyó el diálogo entre ellas. 

Ahora, a pedido de Sábado Show, dos de las comunicadoras más importantes de la TV, cuentan juntas y por primera vez la historia de reconciliación del año. 

¿Qué las volvió a unir? ¿Qué opinan la una de la otra?, ¿Trabajarían juntas?


Claudia Fernández y Victoria Rodríguez. Fotos: Daniel Ayala

El reencuentro

Esta historia de reencuentro debe escribirse en varios capítulos. 

Todo comenzó cuando Victoria Rodríguez conoció a la hermana de Claudia, Marianna Fernández. Se empezaron a frecuentar porque Marianna trabaja en Tits, el local de moda donde la conductora de Esta boca es mía suele vestirse. 

De esa relación, nació la primera intención de acercamiento de parte de Victoria. "Marianna siempre me pareció un amor de persona, un encanto. Entonces yo comencé a tener la siguiente inquietud: Acá hay algo que está mal. Claudia no puede ser tan yegua y su hermana tan buena Algo debo haber hecho yo para que ella haya sido tan peleadora conmigo todos estos años. Tengo que sentarme con ella y aclararlo". 

El siguiente paso para el reencuentro se dio cuando hubo oportunidad. Fue en diciembre del año pasado. Era una noche difícil para Victoria Rodríguez. Estaba agotada del trajín del día pero no quería fallar a la anfitriona Lourdes Rapalín, que la había invitado a una cena exclusiva para mujeres del medio. 

"Me acuerdo que estaba yendo a ese evento con una compañera y le dije que era el día para concretar lo que venía pensando hacía tiempo. Si está Claudia Fernández voy a hablar con ella, le adelanté".


Dicho y hecho. 

Cuando Victoria llegó al evento, quedaba un solo lugar y era precisamente al lado de Claudia en la mesa. La morocha caminó hasta allí y se sentó. La tensión se apoderó de la concurrencia porque nadie entendía mucho qué estaba sucediendo. Si iban a hacer testigos de un reencuentro histórico o de lo contrario. Finalmente, ocurrió lo primero. 

Victoria caminó decidida hasta la conductora de Bendita TV, la saludó y le dijo: "¿Puedo hablar contigo cinco minutos?"


La etapa del perdón 

Una vez que estuvieron frente a frente, las comunicadoras conversaron sus diferencias y volvieron a la mesa entre bromas. Es más: hasta se sacaron una foto fingiendo un duelo con los cubiertos de la vajilla. Era el juego con el que decidían poner fin a una de las guerras mediáticas más largas de la TV local. 

"Después de los 40 años, me llegó una etapa en que necesito estar llena de energías positivas. No tener nada, ni nadie que me enturbie el alma o el pensamiento. Y este era un capítulo amargo. Así que lo hice corazón y me sentí muy bien de haber aclarado las cosas con ella", relata ahora Victoria. 

Y Claudia, a su lado, comparte el sentimiento: "Siempre que se concilia es bueno. No hay que estar peleado con nadie". 

¿Qué fue exactamente lo que hablaron aquella noche?

Para empezar, Claudia le enrostró aquel comentario en Bien despiertos y la morocha se hizo cargo: "Le pedí disculpas por lo que correspondía de mi parte. Y después le dije: ahora pedime perdón vos, yegua, por todo lo que me hiciste en estos años", bromea ahora Victoria.

Pero Claudia, responde entre risas: "Lo que pasa es que a mí no me llegó esa etapa de los 40. Estoy esperando dos años más para que me nazca el perdón". 

Y siguen las risas. Las comunicadoras bromean ahora con la edad, con la costumbre de algunos de sacarse edad. "Yo siempre dije los años que tenía", dice una. Y la otra asiente: "Yo también, hasta me llegué a agregar años en alguna oportunidad. Si estaré loca". 

Claudia sobre Victoria: "Aun cuando estábamos distanciadas, yo siempre dije que Victoria es una de las comunicadoras que ha marcado la diferencia en la TV. Y cuando uno marca la diferencia, llegan las críticas"

Igualadas.

Antes de los entredichos, la rubia y al morocha solo se había visto una vez. Fue en ocasión de una nota que le hizo Claudia para el programa Mochileros en un verano de 2002. "Fue muy divertida esa nota", recuerda Claudia. 

Ahora que han depuesto las armas, sería apresurado hablar de amistad pero sí que estas mujeres disfrutan mucho de charlar. Un caso que vendría a confirmar aquello de que la gente siempre se hace de enemigos que considera interesantes.

La siguiente anécdota la cuenta Claudia: hace unos meses hubo una gala a beneficio y entre varios objetos puestos a remate, había un cuadro de la también artista plástica Victoria Rodríguez. 

"Cuando lo vi, le dije a Leo (Delménico, su marido) que quería ese cuadro. Y pujamos por él. Leo no entendía nada y me llegó a decir: "Estás loca. Hace dos meses la odiabas y ahora querés comprarle el cuadro". 

Finalmente, la pieza se lo llevó otro postor pero Victoria escucha ahora la anécdota y comenta: "No te puedo creer que hiciste eso. Yo estaba en el remate pero me fui al baño porque me daba cosa que nadie ofreciera nada". 

Acto seguido, Claudia le reconoce el gran talento de su colega para la pintura. "Para el día del madre mandó una foto de un cuadro suyo que era impresionante: el amor de madre representado en esa imagen. Increíble. Pinta como los dioses. No sé si lo mando en cadena..." 

"No", le responde Victoria, "se lo mandé a mis amigas y a ti".

La conversación deriva ahora en los hijos (ambos tienen dos) y luego se pasan tips de belleza. 

Y reflexiona Victoria: "Más allá de todo, siempre las cosas te igualan. Los hijos, la vida, el trabajo en la comunicación. Es mucho más lo que nos iguala que lo que nos divide. Era un divague estar peleadas".



Victoria Rodríguez sobre Claudia: "Es una mujer talentosísima. Como artista, cuando baila y actúa, se le nota su estrella para eso. Como comunicadora también. Lo que hace en Bendita TV no creo que nadie lo puede hacer mejor"

Victoria por Claudia.

 "Aun cuando estábamos distanciadas, yo siempre dije que Victoria es una de las comunicadoras que ha marcado la diferencia en la TV. Y cuando uno marca la diferencia, llegan las críticas. Esa es una realidad. Las críticas son parte de ese camino, así que está bueno que lleguen. Significa que uno se despega del resto. Ella es una mujer polémica que desde su programa levanta polvareda en muchos casos y eso está bueno". 

Claudia por Victoria . 

"Para mí Claudia es una mujer talentosísima. Como artista, cuando baila y actúa, se le nota su estrella para eso. Como comunicadora también. Lo que hace en Bendita TV no creo que nadie lo puede hacer mejor. Pero sobre todo, lo que más valoro de su carrera es que le fue adverso el principio. Se juzgaban cosas que nada que ver. Ese proceso que ella hizo de ser denostada por algunos en un comienzo por andar exhibiendo a ser una de las grandes figuras del Río de la Plata, respetada también en Uruguay, eso no lo logra cualquiera".

¿A escena juntas? 

El fin de año encuentra Claudia Fernández con un nuevo proyecto de teatro entre manos y del que no adelanta más detalles. 

Para Victoria, el fin de año está cargado de trabajo. Esta boca es mía continúa en pantalla, aun en enero. En cuanto a su vocación teatral, ya tiene arreglada su participación en una obra para el segundo semestre de 2015. 

¿Trabajarían juntas? 

"¿Y por qué no?", devuelve la pregunta Claudia mirando a Victoria.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada